Vivir el Conflicto como Oportunidad

por Blog0 Comentarios

Nuestro contenido y calidad de pensamientos y por tanto emocional , determina un mayor o menor conflicto interior, y por resonancia, también exterior.

El nivel de vibración que emitimos, nuestra energía, esta hecho de alguna manera de nuestro propio nivel de conciencia, de la tendencia de nuestros pensamientos, positivos o negativos, y de las emociones que se deriven de estos pensamientos. Si el curso habitual de nuestros pensamientos son de fracaso o si nuestra mente se encuentra por lo general en un estado negativo, las emociones que nacen de ahí serán de una vibración baja, ya sea el miedo, la culpa, la envidia, los celos, el pesimismo… Estas emociones terminan bloqueando el flujo natural de la vida  limitándonos y estableciendo barreras que impiden nuestro crecimiento.

Si vivimos en conflicto interiormente, acompañados de este tipo de emociones , inevitablemente estaremos expuestos o tenderemos a vivenciar situaciones de conflicto, y a “engancharnos” a relaciones con un nivel de conflicto elevado, con personas con un nivel de vibración similar. Vivir identificados con nuestro contenido mental, siendo éste predominantemente de conflicto y negatividad, con frecuencia  nuestra brújula interior nos lleve a vivir eso mismo exteriormente.
El poder de nuestros pensamientos, emociones y creencias influyen directamente en nuestros centros energéticos, los pensamientos que generen en nosotros emociones negativas contraen nuestro campo de energía bloqueando los chakras involucrados afectando también, a aquellos órganos relacionados entre sí, por consiguiente, atraemos a nuestro campo de experiencias toda circunstancia que nos deja en un lugar restrictivo para accionar a nuestro favor.

En las relaciones de pareja también suele vivirse conflicto, principalmente en las relaciones donde los controles, los celos, los reproches y los enganches de atracción y rechazo suponen la tónica habitual. El amor y el odio se alternan con suma facilidad al igual que las luchas de poder. Hay un fuerte componente adictivo que conlleva la necesidad de cambiar al otro para que simplemente nos satisfaga, y querer cambiar al otro encubre un sin fin de manipulaciones, con frecuencia no somos conscientes de estas manipulaciones cuyo objetivo principal es que el otro cambie. Normalmente debajo de esta dinámica hay un inconfesable miedo al abandono, y una ferviente creencia  de que mi identidad como persona sin el otro peligra. La energía está volcada en hablar y cambiar a nuestra pareja, en vez de hablar de que me pasa a mí y como poder mejorar aspectos de uno mismo.

Por esto mismo si casi siempre estamos repitiendo ciertas situaciones, o relaciones, es interesante chequear desde donde estamos situados, desde donde estamos eligiendo, desde donde estamos actuando, que frecuencia emitimos para que atraigamos lo mismo a nuestra vida.

Saltar de un conflicto a otro, sin tomar conciencia , sin auto-responsabilizarnos , sin aprender nada sobre ello, simplemente que el otro es malo, nos mantendrá ocupados en repetirlo en diferentes situaciones, con diferentes personas, hasta que no aprendamos desde el sentir, no desde la razón unicamente, sino desde el corazón, ahí esta el verdadero aprendizaje. Desde el corazón aprendemos, y ahí reside nuestra mayor fuerza y voluntad, y situarnos desde ahí es realizar un acto de respeto y amor, es un acto de hacerse cargo de uno mismo. Y cuando nos hacemos cargo de nosotros, nos volvemos más adultos, más autónomos, más libres…emitiendo una energía diferente.

Amar es en realidad el gran viaje de nuestra vida, un viaje en el que es necesario estar dispuesto a perderse para re encontrarse. El amor de hecho es la emoción con más alta vibración que hay, además de la confianza, la armonía, la gratitud, la alegría, el optimismo…La esencia del amor y la compasión, es la comprensión, la habilidad de ponernos en la piel de los demás, y esto mismo es una poderosa herramienta a la hora de manejar el conflicto.

Para poder avanzar en nuestro bienestar es necesario detenernos a observar aquellas emociones que generan nuestros pensamientos, Parar , observar y darnos cuenta de qué emociones habitan en nosotros, y desde ahí trabajar en nuestro desarrollo, en el desarrollo de la confianza hacia la vida y el cultivo de nuestro ser.

Cuando cambiamos nuestra vibración cambiamos la percepción de todo. Todo se encuentra en un continuo movimiento, una continua vibración y transformación.

 

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acepto la política de privacidad *

Avance Política de Privacidad RGPD Responsable: Identidad: Arancha Echávarri Martinez – NIF: 51092846W Dir. postal: Josefina Aldecoa 21, 28055, Madrid Teléfono: 646852425 Correo elect: info@echapsicologia.es “En nombre de la empresa tratamos la información que nos facilita con el fin de prestarles el servicio solicitado, realizar la facturación del mismo. Los datos proporcionados se conservarán mientras se mantenga la relación comercial o durante los años necesarios para cumplir con las obligaciones legales. Los datos no se cederán a terceros salvo en los casos en que exista una obligación legal. Usted tiene derecho a obtener confirmación sobre si en Arancha Echávarri Martinez estamos tratando sus datos personales por tanto tiene derecho a acceder a sus datos personales, rectificar los datos inexactos o solicitar su supresión cuando los datos ya no sean necesarios. Información ampliada.

Libros recomendados

· CARVAJAL, Jorge; El arte de ser uno mismo, México, 2008.

· DYER, Wyne W.; El poder de la intención: aprende a usar tu intención para construir una vida plena y feliz, DEBOLSILLO, 2010.

· FRANKL, Viktor E.; El hombre en busca del sentido último, Herder, Barcelona, 1946 (1ª ed.)

· FROMM, Erich; El arte de amar, Paidos Ibérica, 2007.

· AUGER, Lucien; Ayudarse a sí mismo: una psicoterapia mediante la razón, Sal Terrae, 1997.

· TOLLE, Eckart; El poder del ahora, Gaia, 2007 (6ª ed.)

· JAMPOLSKY, Gerald G., HOPKINS, Patricia y THETFORD, William N.; Adiós a la culpa: la magia del perdón, Los Libros del Comienzo, 2009 (12ª ed.)

· BUCAY, Jorge y SALINAS, Silvia; Amarse con los ojos abiertos, RBA, 2003.

· HAY, Louise L.; El poder está dentro de ti, Books4Pocket, 2007.

· KUBLER-ROSS, Elisabeth; La muerte: un amanecer, Luciérnaga, 2008.

· HAY, Louise L.; Vivir, Urano, 1995.

· FORD, Debbie, El secreto de la sombra, Obelisco, 2009.

ACERCA DE

HORARIO

Lu – Vi: 10:00 AM – 20:00 PM
Sabado y Domingo: Cerrado

CONECTAR

Call Now Button

Pin It on Pinterest

Share This